Seleccionar página

En todo proceso de gestión de marca, es necesario saber pararse a reflexionar y auditar si el trabajo que estamos haciendo está siendo efectivo para alcanzar nuestros objetivos.

Hacer un buen análisis estratégico de la situación de la empresa, de la marca, de la competencia, del mercado y del sector, nos sirve para entender lo que hemos estado haciendo bien, lo que podemos mejorar, las oportunidades que podemos aprovechar, lo que hemos hecho mal y lo que por tanto debemos corregir o eliminar.

Con un buen análisis estratégico además, te será mucho más fácil definir los diferentes elementos que construyen tu marca  y la hacen preferible frente a las demás (su diferenciación y relevancia, entre otros)

Por eso, saltarte este paso es un gravísimo error que te hará sentir que vas dando palos de ciego y en consecuencia, que malgastas tu esfuerzo, tiempo y dinero.

En este post te explico paso a paso cómo debes hacerlo para que puedas extraer conclusiones que te sirvan para mejorar tu estrategia de marca y de negocio ¡Vamos a ello!

PERCEPCIÓN Y REPUTACIÓN DE MARCA

  • ¿Qué se dice de tu marca? Es súper importante monitorizar la reputación de tu marca para saber qué opiniones y comentarios se están haciendo, quién los dice, dónde, qué nivel de visibilidad tienen y qué influencia. Para ello te recomiendo:
    1. darte de alta en Google Alerts y Mention para que se te notifique cada vez que se mencione tu marca en Internet,
    2. usar herramientas como Talkwalker y KeyHole, para saber qué se comenta sobre tu marca en redes sociales (introduce para ello #nombredetumarca)
    3.  buscar en todos los buscadores (Google, Youtube, Yahoo, Bing) el nombre de tu marca de distintas maneras: bien escrito, mal escrito, junto, separado.
  • ¿Se corresponde con la imagen de marca que te gustaría tener? Es decir, ¿lo que se dice de tu marca se ajusta a cómo quieres que sea percibida?
  • ¿Qué posicionamiento SEO (orgánico, es decir sin pagar anuncios) ocupas en buscadores usando tus palabras clave? Te recomiendo usar RankerizerFree Monitor de Google. TAmbas te permiten comprobar qué posición ocupa tu marca y también tu competencia en los resultados de Google usando las palabras clave por las que te interesa aparecer. Aparte, con el planificador de palabras clave gratuito de  GoogleAdWords podrás ver qué nivel de competencia hay para cada una de las keywords (palabras clave) por las que quieres posicionarte en Google.
  • Analiza qué keywords aparecen asociadas a tu marca al escribirla en el cajón del buscador de Google ¿Se corresponden con tu actividad? ¿esas sugerencias de búsqueda muestran tu sitio web en los primeros resultados o muestran otras webs que nada tienen que ver contigo?
    caja_google
  • ¿Qué plataformas estás utilizando para comunicarte con tu público objetivo? Web, blog, redes sociales, email marketing… Analiza en cada uno de estos canales cómo está siendo tu actividad.
  • ¿Qué contenidos parecen gustarles más? Puedes utilizar herramientas como GoogleAnalytics para ver a través de qué palabras clave llegaron a tu sitio web y saber qué contenidos han tenido más visitas, Metricool para analizar el éxito de tus contenidos digitales y Buzzsumo para ver qué información es tendencia de búsqueda.
  • ¿Tus seguidores interactúan con tus publicaciones o por el contrario parecen ignorarte? Usa TwitterAnalytics, Estadísticas de tu fanpage en FacebookSimplyMeasured, SocialBro, IconosquareSharedCounter, LikeAlyzerPirendo, además de las estadísticas de clic en enlaces que te dan acortadores como Bitly

IDENTIDAD DE MARCA

  • ¿Cómo de clara es la propuesta de valor que promete tu marca? ¿está resultando valiosa para tu público objetivo?¿Qué puede prometer la marca a sus clientes en términos específicos que cree una ventaja competitiva?
  • ¿Es el naming de tu marca distintivo y transmite las asociaciones emocionales adecuadas?
  • Haz una revisión completa de todos aquellos elementos que componen la identidad visual de tu marca: logotipo (proporciones, usos, variantes..), colores principales y secundarios que utilizas, tipografías, iconografía, tipo de ilustraciones, estilo fotográfico, recursos visuales empleados, etc. ¿Representan y son coherentes con tu personalidad de marca?
  • Analiza también cómo se expresa tu marca: qué tono y estilo comunicativo se están empleado, qué tipo de expresiones, tagline, sonidos… ¿son coherentes con la identidad verbal de tu marca?
  • ¿Cómo se expresa la identidad de la marca en los diferentes puntos de contacto? («puntos de contacto» son las formas de comunicación y de interacción que empleamos para que nuestro público objetivo y clientes conecten y contacten con nuestra marca: web, redes sociales, folletos, publicidad…)
  • ¿Cuál sería, por tanto, la mejor manera de representar visual y verbalmente la identidad de tu marca?
  • ¿Se corresponden tus acciones y eventos de marketing con tu personalidad de marca?

EXPERIENCIA DE CLIENTE

  • ¿Cuál es el grado de satisfacción que los clientes están teniendo con la empresa y con la marca? Para saberlo realiza encuestas como las que envían Starbucks y Vips (puedes crear una tú con la app gratuita Typeform)
  • ¿Hasta qué punto las personas que trabajan en tu equipo cumplen con las expectativas del cliente y la promesa de marca? Esta reflexión te permitirá evaluar y definir cómo debería comportarse tu equipo en cada interacción o punto de contacto con el cliente para transformar la promesa de marca en una realidad y cumplir con las expectativas generadas.
  • ¿El sistema de trabajo y de atención al cliente cumplen y son coherentes con la promesa de marca?  Cuestionártelo te hará saber qué procesos han de ser mejorados, eliminados, o añadidos para facilitar que el personal se comporte de la manera deseada.
  • ¿Existe conexión entre tu promesa de marca y tus productos/servicios? es decir, ¿cumplen con la funcionalidad que espera el cliente y con sus expectativas de satisfacción? Reflexionar sobre ello te permitirá saber en qué maneras se han de mejorar los productos/servicios que ofreces para que sean coherentes con los valores y promesa de tu marca.

MERCADO

  • ¿Cuáles son las tendencias que observas y predices en tu sector a corto y medio plazo?
  • ¿Qué factores percibes en otros sectores que pueden afectar a tu mercado?
  • ¿Qué es tendencia actualmente en la sociedad? ¿qué cosas están de moda? puedes hacerte una idea echando un vistazo a GoogleTrends
  • ¿Cuál es el grado de demanda de tus clientes?

COMPETENCIA

  • Competencia directa: ¿qué marcas están en tu misma categoría de producto/servicio?
  • Competencia indirecta: ¿qué marcas de otras categorías cercanas ofrecen productos similares y podrían sustituirte?
  • ¿Qué puntos débiles tienen que puedas mejorar?
  • ¿Qué es lo que te diferencia de la competencia?
  • ¿Qué tal están posicionados en Google para tus palabras clave? Con  Free Monitor de Google  y Semrush podrás averiguarlo.
  • ¿Qué tal lo están haciendo en redes sociales y qué se comenta de ellas? Puedes usar las mismas herramientas que te indiqué antes: SharedCounter, LikeAlyzer, Talkwalker, KeyHole Buzzsumo (para descubrir qué contenido le ha funcionado mejor a tu competencia).
  • ¿Cuál es su mensaje y propuesta de valor?
  • ¿Cuál es su embudo de conversión? es decir:
      • ¿Cómo atraen tráfico a su web?
      • ¿Cómo convierten ese tráfico en leads (suscriptores) ¿tienen un lead magnet? (es decir, un «gancho» para el que dejan su correo electrónico)
      • ¿Cómo convierten después esos leads en ventas? 
  • ¿Qué estilo y tono de comunicación utilizan?
  • ¿Cómo es su copywriting?
  • ¿Qué emoción comunican?
  • ¿En qué territorios de marca se han posicionado?
  • ¿Qué otras marcas comunican la misma emoción que nuestra marca o se han posicionado en nuestro mismo territorio de marca? No sólo competimos con las otras marcas en producto, sino también en conceptos. Entender qué otras marcas de otras categorías están empleado un concepto similar al nuestro y cómo lo expresan en sus identidades y mensajes es vital para mejorar nuestra comunicación y estrategia de marketing.

Este ejercicio de análisis y reflexión puede resultar un poco tedioso, pero es fundamental realizarlo para identificar si está habiendo una posible incoherencia en la gestión de tu marca o dispersión en la comunicación que haces (lo cual puede ser la causa de que esté siendo percibida como una más del montón, que tus clientes no queden del todo satisfechos, o que el precio sea el factor decisivo para escogerla o no).

Sin un buen análisis estratégico será imposible que puedas tomar las riendas y definir una propuesta de valor significativa y diferencial que te haga verdaderamente destacar frente a la competencia, conquistar a tu público objetivo y enamorar a tus clientes cumpliendo y superando sus expectativas.

Muchas marcas y empresas caen en el error de lanzarse precipitadamente a publicitarse y por no haber hecho esta auditoria acaban prometiendo más de lo que pueden dar. Por eso, una vez hecho este análisis, y nunca antes, es cuando estás en condiciones de replantear tu estrategia de marca. 

Y muy importante: 

  • Asegúrate de que todo el personal que trabaja para tu marca tenga muy claro qué debe representar la marca para vuestro público objetivo y clientes, qué se les promete, cuál es vuestra propuesta de valor y cuáles son las expectativas que debéis cumplir, y a ser posible, superar.
  • Practica el endomarketing porque si tu equipo no está motivado y enamorado de la marca, será imposible que tu estrategia y esfuerzos para conquistar a los clientes funcionen. 
  • Es imprescindible que realices una jornada informativa y de formación para equipar a tu equipo con los conocimientos, la actitud y las habilidades requeridas para que la nueva estrategia de marca funcione.
  • A partir de ahora, mantén a todo el equipo al tanto del grado de satisfacción de los clientes para que en todo momento sepan también si las cosas se están haciendo bien o no. Puedes darles acceso al panel de respuestas de las encuestas de satisfacción que te comentaba antes que debes poner en marcha.

Es indispensable que esto se haga así, porque mientras la organización no esté en condiciones de trabajar alineada será imposible ofrecer la experiencia de cliente deseada.

Hasta aquí el post de hoy. Espero que te haya resultado útil e interesante, que lo pongas en práctica con tu marca y que me cuentes que te ha servido para sacar conclusiones importantes que te guíen para mejorar tu estrategia de marca y de negocio. Por supuesto, te invito a que lo compartas o lo reenvíes a quien creas que pueda serle también de utilidad :)

Si te ha gustado este artículo, ayúdame a difundirlo compartiéndolo en tus redes sociales.

error: ¡Contenido protegido!
¿Quieres que tu marca deje de ser percibida como una más del montón y se convierta en una lovemark amada y respetada?

¿Quieres que tu marca deje de ser percibida como una más del montón y se convierta en una lovemark amada y respetada?

Suscríbete para ayudarte a conseguirlo y descubre cuáles son las estrategias que debes llevar a cabo para conquistar a tu público objetivo y enamorar a tus clientes.

Como regalo de bienvenida podrás descargarte nuestra guía "Lovemarks vs marcas del montón: 10 diferencias estratégicas que puedes aplicar a tu negocio".

Genial, te he mandado un correo para que confirmes la suscripción.